NotiTlax
Image default
Sin categoría

Glamur en talavera – El Sol de Tlaxcala

En San Pablo del Monte, el oficio de la talavera se remonta al siglo XVI, según atestiguan los vestigios hallados en Tlaxcala en 1560 por un soldado español. Esta técnica de decorado, por demás preciosa, ha evolucionado sin perder su esencia. Diferentes colores, formas y diseños mantienen viva una tradición que se encuentra íntimamente ligada con el entorno, de donde procede su materia prima.

 

 

Platos, tazas y jarrones de talavera eran los productos con los que Jacqueline España Capilla convivió durante su infancia; pues su familia lleva trabajando el oficio casi dos décadas. Más adelante, se despertó en ella una profunda pasión por la moda y no pasó mucho tiempo para que la fusionara con la base artesanal de la talavera. De esta forma, nació “Jacqueline Talavera” hace siete años, un novedoso emprendimiento de joyería.

Más detalles:➡️A dos años de la declaratoria de patrimonio, sin mejoras el sector de la talavera en San Pablo del Monte

La talavera es una tradición muy reconocida en México y quisimos llevar este proyecto a otras formas; rediseñar la talavera es una forma de seguir avanzando y posicionándonos, dijo la emprendedora en entrevista con El Sol de Tlaxcala.

Además, agregó que su profesión le ha servido en la creación de sus productos:Soy ingeniera química y eso me ha ayudado para hacer nuevos colores y esmaltes para estar a la vanguardia”.

 

 

EL TRABAJO DETRÁS DEL BRILLO DE LA TALAVERA

Te recomendamos:➡️Elaboración de la talavera, compleja: Hugo Ramos

Mientras algunos piensan que la artesanía tlaxcalteca está en declive, Jacqueline acelera cada vez más su producción. Todos los días trabaja para su marca: desde la producción de las piezas hasta la venta en línea, donde tiene mayor distribución.

El proceso comienza con la extracción del barro, lo traemos al taller e iniciamos un proceso de tamizado, una deshidratación y amasamos” explicó Jacqueline.

Una vez que el barro adquiere su consistencia firme, como si se tratara de masa para galletas, se extiende y corta con moldes y plantillas. Con el calor de las manos, también se modelan cuentas de diferentes tamaños y formas.

No dejes de leer:➡️Desde 2003 el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial consideró a SPM

Esculpir las minúsculas piezas de barro es apenas el inicio. Pues la cocción es el paso central de todo el proceso: “Una vez que las piezas están secas, les damos un acabado liso con agua y las llevamos a hornear a mil 40 grados centígrados. Hacemos una primera quema de 12 horas y esperamos a que las piezas se enfríen. Luego, las llevamos a esmaltar con una mezcla de arcillas y decorar. Una vez que el diseño está listo, hay que llevarlas a la segunda quema para que quede lista una pieza muy brillante y fina”, señaló.

Finalmente, la creatividad toma la batuta y los collares, aretes y pulseras comienzan a confeccionarse en la mente de Jacqueline:Los diseños van de acuerdo con las temporadas; también agregamos perlas, piedras y cadenitas para que queden perfectas. Incluso, estamos por lanzar nuestra línea de talavera con oro”, anunció.

Las preciosas joyas resultantes del trabajo de seis sanpablenses se exhiben en los escaparates del taller “Españita” y van desde diminutos aretes de 150 hasta colosales collares de 2 mil pesos, los cuales han estado presentes en pasarelas y desfiles de moda en el estado.

Lee también:➡️Entrega Unesco a Tlaxcala certificación de Patrimonio Cultural Inmaterial por talavera artesanal

 

 

APRENDER PARA DESAPRENDER

Dicen que “lo que bien se aprende jamás se olvida”. No obstante, reinventar la técnica es el punto de partida del taller de Jacqueline, pues ella busca, más allá de la tradición, la autenticidad.

Las creaciones están conectadas con sus raíces familiares; sin embargo, ha aprendido a ser paciente con la producción y respetar el tiempo de cada producto. Sobre todo porque emplea colores distintos a la tradicional talavera azul y piezas más pequeñas a las que sus colaboradores estaban acostumbrados a trabajar, como ella misma lo dice: Parece fácil, pero el valor de la artesanía está justo en la paciencia de trabajar con las manos

Entérate:➡️La talavera no es exclusiva de Puebla

Mantienen vivo el legado artesanal

Finalmente, Jacqueline resalta el talento de la juventud y su disposición para continuar el legado de su municipio: “Es una responsabilidad amplia cuidar nuestro patrimonio, es muy identitario de nosotros los tlaxcaltecas. Sin nosotros esta artesanía puede morir”.

En el sur del estado, la actividad artesanal está más presente que nunca. No cabe duda que un collar luce mucho mejor cuando la joya, además de física, es histórica.

Continúa leyendo:➡️Talavera tlaxcalteca, desde el Siglo XVI

  • Si quieres conocer más sobre el proceso de esta valiosa labor, puedes visitar las redes sociales del emprendimiento (Jacqueline Talavera) o su tienda física, la cual se encuentra en Val’Quirico.
  • 12 horas permanecen las piezas de barro en el horno, donde se cuecen a temperaturas superiores a mil grados.
  • Las joyas se exhiben en los escaparates del taller “Españita” y van desde diminutos aretes de 150 hasta colosales collares de 2 mil pesos.

Te puede interesar:➡️En 1560 Talavera surgió en Tlaxcala: artesano

  • La joven tlaxcalteca pasó de elaborar platos, tazas y jarrones de talavera a joyas artesanales, fusionando los materiales tradicionales con metales como el oro.

 

 

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

Exitoso cierre del Carnaval “Traspasando Fronteras”, Chiautempan 2023 – El Sol de Tlaxcala

NotiTlax

Gemelos digitales: Una réplica a nuestro servicio – El Sol de Tlaxcala

NotiTlax

Disminuyen en Tlaxcala tres mil 701 empleos formales en diciembre de 2022: IMSS  – 385 Grados

NotiTlax